Un día en Nantes en bicicleta
Nantes

Un día en Nantes en bicicleta

Nantes es la segunda ciudad de Francia donde más se usan las bicicletas, con 600 kilómetros de carril y 7.000 plazas de aparcamiento para este medio. Sería una pena perderse una visita sobre dos ruedas para descubrir la ciudad y, sobre todo, algunos rincones sorprendentes.

He elaborado un itinerario inspirado en la línea verde creada por Le Voyage à Nantes, como un soplo de aire fresco. Encontrarás una agradable combinación de vegetación, monumentos y vistas salpicadas de pausas gastronómicas.

PREPARA TU VIAJE EN BICICLETA

Antes de subirse al sillín, es importante alquilar una bicicleta, equiparse bien y orientarse en la ciudad.

  • El alquiler en Bicloo está bastante adaptado a Nantes, pero hay varias agencias de alquiler que ofrecen bicicletas de muy buena calidad como Bike’n Tour o Détours de Loire. Depende de ti elegir entre una bicicleta normal o eléctrica, pero en Nantes hay pocos desniveles y una bicicleta clásica te valdrá.
  • Incluso durante el día, deberías pensar en ir mínimamente equipado. Es preferible llevar calzado y ropa cómodos, y un casco como mínimo. Lleva una pequeña mochila para tu botella de agua y tus objetos personales.
  • No todos somos iguales a la hora de orientarnos, así que echemos primero un vistazo al mapa de la ciudad que habremos recogido en la oficina de turismo, frente al castillo de los Duques de Bretaña.

1. Un poco de historia desde el sillín

Comenzamos la visita en plena naturaleza con el hermoso Jardín de las Plantas, un parque de estilo inglés situado en el centro de la ciudad. Es uno de los cuatro jardines botánicos más importantes de Francia. Luis XIV lo creó para sus boticarios, y posteriormente Luis XV pidió a los capitanes de los barcos de Nantes que trajeran semillas y plantas de sus viajes. En la actualidad, el jardín cuenta con más de 11.000 especies vivas, 800 m2 de invernaderos y 70.000 flores cada temporada; ¡un auténtico placer para los sentidos!

Jardin des Plantes Nantes

A continuación, nos sumergimos en la historia del Quai de la Fosse con el Memorial de la Abolición de la Esclavitud. Antaño punto de partida de los barcos que participaban en el comercio triangular, en la actualidad es un lugar de recuerdo para la ciudad de Nantes. Se pueden leer textos e historias hasta la abolición de la esclavitud al son del chapoteo del Loira.

Partimos hacia Trentemoult, un antiguo pueblo de pescadores situado en Rezé. Dirígete a la terminal para tomar el barco fluvial, cargar la bicicleta en él y llegar a la orilla izquierda del Loira. Sin duda, Trentemoult, este antiguo pueblo de pescadores, te encantará por sus colores, sus calles estrechas y sinuosas, sus casas llenas de flores y su ambiente único.

2. Dirección Haute Ile para un almuerzo local

Después de un paseo por las coloridas casas, vuelve a subir al sillín y recorre el Loira, pasando por el pequeño sendero perpendicular. Te encontrarás con una hermosa vista de la grúa gris. Continúa el viaje bajo el puente Trois-Continents hasta Haute Ile.

Loire Nantes

Haute Ile es también un antiguo pueblo de pescadores, como el cercano Trentemoult. La zona se asemeja a lo que debía ser Trentemoult hace veinte años, pero es menos conocida y, por tanto, más tranquila. A orillas del Loira, tendrás una maravillosa vista de los barcos de los pescadores y de la emblemática fábrica de Béghin Say a lo lejos.

En este pueblo se esconde Le Resto des Isles. Se trata de un auténtico bistró de clientes habituales en el que Virginie te dará la bienvenida. El mobiliario parece de época, al igual que el suelo, tachonado de pequeñas baldosas multicolor. La comida es auténtica, de calidad y apta para todos los bolsillos. Te aconsejo que reserves con al menos una hora de antelación, ya que este sitio es muy popular entre los lugareños.

3. Arte en la isla de Nantes

Nos dirigimos a la isla de Nantes, esta vez dando la vuelta para tomar el puente Trois-Continents. Aprovechamos para admirar la instalación gráfica del estudio de Nantes The Feebles, que da un toque de color a este carril de bici.

point des Trois-Continents Nantes

Ve al Quai des Antilles, donde te esperará el monumento Les Anneaux de Daniel Buren. Conformado por 18 anillos, que se dice que simbolizan los anillos que encadenaban a los esclavos de la trata, son un logro estético y fotogénico en el Quai des Antilles. Y más aún por la noche, cuando se visten de vivos colores.

Los aficionados al arte contemporáneo no podrán resistirse a la Hab Galerie. La exposición Mémoire d’un touriste, de Bertrand Dezoteux, te hará vivir experiencias de viaje de diversos mundos: reales, imaginarios e híbridos.

4. Empaparse del espíritu de Nantes

Al final del muelle, donde se encuentra la grúa amarilla Titan, encontramos Les machines de l’île, que no necesita presentación. Se trata de una verdadera atracción que no deja de sorprendernos con su carrusel de mundos marinos, la galería de máquinas o su gigantesco elefante que se pasea y rocía a los niños con su trompa. En definitiva, ¡un lugar mágico y único!

Les machines de l’île Nantes

Después de todo este esfuerzo, es hora de tomarse un descanso en Bras de Fer. Este lugar es la historia de cuatro hermanos unidos en torno a una pasión común: el mundo del vino. Viven con un pie en el viñedo y otro en la ciudad, ya que todas las etapas del proceso de elaboración del vino se llevan a cabo en la bodega de la isla de Nantes. Podrás degustar sus productos y los de los viticultores con los que comparten valores y filosofía.

Después, te aconsejo que vayas a Wattignies, un bazar urbano social y solidario. Este antiguo garaje es un lugar atípico. Hay un mercadillo con una tienda de antigüedades, una tienda de discos, una tienda de segunda mano e incluso un bar-restaurante. Es tanto un espacio de experimentación cultural y social como un centro comercial solidario que merece la pena visitar.

5. ¡Termina la noche de la mejor de las maneras!

Para terminar este bonito día, pedalea hasta Lieu Unique para pasar la velada. Es un centro de cultura contemporánea ubicado en los antiguos locales de la famosa fábrica de galletas que lleva el nombre de su fundador, Lefèvre Utile. Antes de entrar, admira los detalles arquitectónicos de la torre LU. Es un lugar donde se mezclan el arte, la cultura y la relajación. Hay de todo: bar, restaurante, librería, hammam, guardería, tienda… Y si tienes suerte, puede que te encuentres con alguna creación artística.

Lieu Unique Nantes

Si has disfrutado de este día y quieres volver con un vuelo barato de Volotea a Nantes, la ciudad está estratégicamente situada en el cruce de dos grandes rutas cicloturísticas: la Vélodyssée y la Loire à Vélo. ¡La ocasión perfecta para irse de aventuras durante varios días! Debes saber que es muy fácil viajar en tren con bicicleta en los trenes TER e InterLoire. Así, podrás sumarte a los itinerarios y volver a Nantes fácilmente.

VUELA A Nantes DESDE 29 €
Buscar vuelos
MÁS SITIOS PARA DESCUBRIR
Recorridos bonitos en bicicleta en la Costa Azul
Marsella
Recorridos bonitos en bicicleta en la Costa Azul
Las mejores playas de Nápoles y sus alrededores
Nápoles
Las mejores playas de Nápoles y sus alrededores
Las 7 mejores ciudades europeas para visitar en Navidad
Varias ciudades
Las 7 mejores ciudades europeas para visitar en Navidad

¿INSPIRAMOS TU PRÓXIMO VIAJE?